Noticias Diciembre 2017

El MAPFRE, con todo preparado para el arranque de la etapa prólogo de la Volvo Ocean Race

foto

07 de Octubre de 2017

Mañana, rumbo a Alicante

 

 

Mañana domingo, a las 14:00 hora local (15:00 horas en España), arranca en Lisboa la etapa prólogo de la Volvo Ocean Race 2017-18. Será una navegación desde la capital lisboeta hasta el puerto de salida de la vuelta al mundo a vela, Alicante. Se trata de una etapa no puntuable pero no por ello las tripulaciones se relajan. Como dice Joan Vila, navegante del MAPFRE, “la estoy preparando como una etapa de vuelta al mundo”.

 

¿Qué importancia tiene la etapa prólogo si no puntúa?

Además del hecho de que es prácticamente la primera etapa pero a la inversa, en opinión de Vila “es importante para saber cómo estamos con respecto al resto de los equipos. La etapa cero fue muy bien para nosotros pero para confirmar si seguimos en la misma línea pero no puntúa, ya se nota que prácticamente estamos a punto de empezar”.

 

Efectivamente será la última oportunidad para los siete VO65 de chequear configuraciones y medirse con los demás. “Desde agosto que no navegamos contra el resto y hay que ver cómo hemos evolucionado cada uno en estos dos meses”, apunta el patrón Xabi Fernández.

 

Pero no sólo eso. La etapa prólogo será importante de cara a la moral del equipo antes del inicio de la Volvo Ocean Race en Alicante, el 14 de octubre con la primera regata costera y el 22 con la salida de la primera etapa hacia Lisboa.

 

¿Está Xabi de acuerdo con esta afirmación? “100 por 100. De hecho por eso es tan importante y la hemos preparado como si fuera una etapa. Porque cuando navegas bien es bueno para todos y se refuerzan las cosas que hacemos, y si no lo haces mal siempre es un aviso”.

 

Su navegante, está de acuerdo con él: “Aunque no puntúe si haces un buen papel es síntoma de que el barco está bien preparado así que te da una confianza. A este nivel tiene cierta importancia aunque sobre el papel no tenga ningún resultado en cuanto a puntos”, confiesa Vila.

 

Rob Greenhalgh, uno de los jefes de guardia del MAPFRE que ya conoce la victoria en la regata, espera con ganas el momento de volver a medirse a los rivales. “Es muy importante y todo el mundo estará atento a todos”, reconoce, pero al mismo tiempo a bordo del barco español desean navegar bien y sentirse satisfechos a su llegada a Alicante para el sprint final.

 

Una de las novedades en la flota es que, por primera vez, todos los barcos navegarán con las velas nuevas, las velas de regata. “Todos los barcos tienen el nuevo juego de velas y parten con las mismas armas”, apunta Vila.

 

“Tendremos la configuración de regata. Por otro lado los demás también estarán más preparados y no como la etapa cero, que había mucha gente que se había subido al barco una semana antes”.

 

El recorrido

Si bien en un principio se preveía que fuese una navegación rápida, los primeros compases de esta etapa prólogo serán lentos. ¿El motivo? La falta de viento. Las tripulaciones tendrán que armarse de paciencia para salir del río Tajo y poder poner rumbo a cabo San Vicente y el estrecho de Gibraltar.

 

Parece que ahí la cosa se animará, con una previsión de viento de Levante que podría superar los 20 nudos. ¿Y por qué se habla tanto del famoso Levante? Joan Vila nos lo explica: “Cuando el viento tiene la suficiente fuerza lo que hace en el estrecho es acelerarse. Es muy racheado y puede llegar a fuerza de temporal por eso es un viento, digamos, temido. Se crea un efecto entre el viento de las costas española y africana por la aceleración local y en sotavento, donde hay más viento, puedes pasar de 20 a 30 o 40 nudos en nada, y luego vuelve a bajar”. 

 

Sobre esta zona de navegación ha trabajado mucho el navegante barcelonés consciente de su dificultad: es un área estrecha, con mucho tráfico de mercantes y pleno al 15 de almadrabas -una de las técnicas para la captura del atún aprovechando su migración del Atlántico al Mediterráneo y viceversa que consiste en instalar un laberinto de redes en el paso de los atunes-. “He trabajado y estudiado la meteorología, corrientes tanto en el Tajo como en el estrecho, zonas de almadrabas, navegación con potenciales peligros… Todo eso sirve también para la primera etapa de la Volvo Ocean Race”.

 

Pasado Gibraltar y ya en el mar de Alborán restarán unas 300 millas a Alicante en las que tocará ceñir. El viento será moderado e irá disminuyendo conforme se acerquen al final de la etapa prólogo. Llegar a Alicante será una lenta agonía en la que predominará el viento del Este muy ligero.

 

Si las previsiones se cumplen la flota de la Volvo Ocean Race llegará a Alicante el miércoles día 11 por la noche, justo después de la inauguración del Race Village alicantino. Ahora sólo falta saber si ésta se cumple.

 

La salida, mañana domingo a las 15:00 hora española.

 

TRIPULACIÓN DEL MAPFRE EN LA ETAPA PRÓLOGO

Xabi Fernández

Joan Vila

Pablo Arrarte

Rob Greenhalgh

Antonio "Ñeti" Cuervas-Mons

Blair Tuke

Willy Altadill

Támara Echegoyen

Sophie Ciszek

Jen Edney (OBR= reportera a bordo)



Real Club Náutico de Sanxenxo :: Puerto Deportivo Juan Carlos I, 26 - 36960 Sanxenxo (Pontevedra) :: Tel. 986 803 400 • Fax 986 720 009

Estandares web W3C. XHTML + CSS. Diseño Web Grupo Promedia

Español

Inglés